DECORAR RECICLANDO: OBJETOS COTIDIANOS CONVERTIDOS EN MUEBLES

objetos reciclados muebles

DECORAR RECICLANDO: OBJETOS COTIDIANOS CONVERTIDOS EN MUEBLES

Cuando queremos cambiar la imagen de nuestro hogar, nos dirigimos a una tienda de muebles, miramos el catálogo y elegimos lo que preferimos para nuestra casa. Es una buena manera de elegir esos elementos que convertirán nuestra vivienda en algo diferente y que le darán una imagen nueva. Pero te proponemos otra opción para hacer eso mismo, pero gastando mucho menos y además, con ideas nuevas y más interesantes. ¿Qué tal si reciclamos objetos cotidianos y los convertimos en muebles y complementos?
Con un poco de imaginación y algo de trabajo manual, se puede conseguir que un objeto que en principio no tiene nada que ver con un mueble se convierta en una pieza funcional y que además resulte atractiva y que se una al diseño general de la casa.

El reciclaje puede ser una buena idea para crear nuevos muebles y complementos para el hogar

Uno de esos elementos ajenos al hogar y que pueden convertirse en un mueble son los pallets, esas plataformas de madera que se utilizan para transportar de manera sencilla y práctica productos industriales y comerciales. Son uno de los elementos que más se utilizan en esta tendencia de reciclaje, ya que se pueden modificar de manera muy sencilla y tienen muchísimas posibilidades.

Por ejemplo, podemos utilizar varios de ellos, pegándolos o atornillándolos, pintarlos de un color claro y colocar sobre él un cristal, que pueden convertirlo en una útil mesa de centro para el salón. Si además se opta por colocar unas pequeñas ruedas en la base, se puede obtener una mesa todavía más práctica, con espacio bajo el cristal para utilizarlo como revistero o algo similar.

También se pueden utilizar cajones de madera, que se pueden amontonar de diversas maneras para crear estanterías o maceteros originales. Todo es posible si nos paramos a pensar en cómo utilizarlo de manera creativa.

Y además, si optamos por muebles que parten de objetos reciclados, podemos pensar en hacerlos conjuntar con el pavimento de gres 45 x 45 que tenemos en el suelo. Con el color del suelo de gres en mente, se puede pensar en pintar los nuevos muebles y conseguir que combinen de manera perfecta, evitando que tengamos que depender del color del mueble que compremos. ¿Te animas a probar este tipo de decoración?